Procrastinación destruye tu emprendimiento, un enemigo silencioso

by Ricardo Valverde
5 meses ago
1941 Views

Procrastinación destruye tu emprendimiento, el enemigo silencioso del emprendedor (el porque y como evitarlo)




Procrastinación, el enemigo silencioso del emprendedor. Alguna vez le pregunté a un amigo emprendedor que no le iba bien en los negocios: ¿realmente estas emprendiendo? Contesta: —¡Obvio!, sino como gano dinero?

– Si es así de obvio, porque aplazas lo que tienes que hacer si lo puedes hacer en este momento? (En otras palabras porque estas en estado de procrastinación?).

Incluso si nunca has escuchado la palabra -lo cual me parece difícil,en algún momento esta palabra “procrastinación” ,si no haces bien las cosas, sera parte de tu día a día.

“esa sensación de incomodidad en todo el cuerpo que te hace esperar hasta el último minuto para ponerte a hacer las cosas que sabes que tienes que hacer ya!

Es como una especie de impulso que te dice que es un buen momento para un episodio más de tu serie favorita, o simplemente, que te pondrás a trabajar luego de que hayas llamado a tu pareja por teléfono entre otras muchas excusas.

Estar en procrastinación no es tan sólo elegir algo placentero sobre algo que no tienes ganas de hacer, es elegir cualquier otra cosa en lugar de lo que sabes que deberías estar haciendo.

“Procrastinar no es tan sólo elegir algo placentero sobre algo que no tienes ganas de hacer, es elegir cualquier otra cosa en lugar de lo que sabes que deberías estar haciendo.”

Un frase típica es “No hagas hoy lo que puedas dejar para mañana”, en otras palabras, postergar lo más posible una tarea importante que sabemos que tenemos que hacer, y que realmente vamos a hacer tarde o temprano, en los negocios sucede muy a menudo!.

Procrastinación

Porque a veces los emprendedores a veces pecan en procrastinación? 

Existen dos maneras de verlo, una lógica y la científica

Punto de vista lógico

Desde mi punto de vista, la causa principal de la procrastinación parece ser una dificultad en manejar adecuadamente las emociones, si lo quieres decir de otra manera, la idea errónea de que para hacer algo hace falta que tengamos ganas de hacerlo.

Siendo mas formales la procrastinación es el resultado de una dificultad emocional: la manera en la que algunas personas enfrentan la ansiedad y el temor ocasionados con llevar a cabo una tarea, que pueden verse causados por una infinidad de causas:miedo al fracaso, miedo al éxito, o una forma de resistencia a la autoridad.

Procrastinación

Hay que tener en cuenta que todos los seres humanos tenemos un ritmo distinto, una forma de hacer las cosas diferente pero no lo podemos poner de excusa para postergar las cosas sobre todo TUS SUEÑOS.

Punto de vista científico

La procrastinación funciona a raíz de una lucha entre el sistema límbico y la parte de la corteza prefrontal del cerebro. Dicho así, suena complicado, pero se puede resumir en que el sistema límbico (la zona que incluye el centro de placer del cerebro) se pelea con la corteza prefrontal (la zona que se dedica a planificar las cosas), y cuando el sistema límbico gana, elegimos una tarea placentera a corto plazo por encima de la que nos otorgará satisfacción a largo plazo. (sucede a menudo cuando las cosas no resultan como esperamos en el corto plazo).

Eso significa que nuestro cerebro se vuelve adicto a la procrastinación, como una droga, esto hace que se genere cortos impulsos de dopamina. La dopamina modifica las neuronas de tu cerebro y hace que sea más probable que repitas la acción que la ocasionó.

Procrastinación

 

En consecuencia, la principal manera de evitar la procrastinación es estar conscientes de lo que hacemos en el momento en que tomamos esta decisión, ya que de lo contrario, estamos permitiendo que nuestro sistema límbico decida por nosotros, y ya sabemos cómo termina eso.

Pero ojo, esto no es una tarea facil, dejar de procrastinar es una cuestión de hábitos, en este caso un mal hábito. Es como una adicción, esta no la puedes quitar de golpe, sino de a pocos, progresivamente.

“Pero ojo, esto no es una tarea facil, dejar de procrastinar es una cuestión de hábitos, en este caso un mal hábito. Es como una adicción, esta no la puedes quitar de golpe, sino de a pocos, progresivamente.”

Procrastinación

Lo peor de la procrastinación ni siquiera es la acumulación hasta el último minuto, sino que realmente no nos sentimos bien cuando lo hacemos, aunque nuestro sistema límbico así lo crea.

El ciclo de retraso genera una sensación de culpabilidad, ansiedad, pánico y cansancio, y genera estrés en las personas que lo sufren. Sin embargo, éstas están tan atrapadas en el ciclo. es como decirle a un procrastinador crónico que ‘simplemente lo haga’ es como decirle a una persona deprimida ‘alégrate’.

Esto me hace recordar cuando recién empecé a realizar o construir mi blog. Al principio por el entusiasmo yo quería escribir todos los días pero claro como no tenia la preparación adecuada, entonces lo hacía cada tres días, luego pase a cada cinco y finalmente, me quedé en cada semana.

Hubo momentos en donde deje pasar el día y estaba cayendo en el abandono del proyecto.

“Es que hoy tengo mucho sueño”, “es que hoy llegué cansado”, “es que tengo que jugar con mis hijos”, es que…es que…es que…

Procrastinación

8 Claves para dejar de procrastinar

1. Reconocer que estás procrastinando

El principio para atacar una falencia de raíz es reconocer que la tienes. De lo contrario. difícilmente te vas a poner manos a la obra. Como dije anteriormente es como una adicción, tienes que ir cambiando de a pocos, progresivamente.

Si cargas la culpa a los demás, a tu trabajo, familia o cualquier otra cosa, no estás haciendo nada. Es muy fácil transferir responsabilidades antes que asumirlas.

Ahora. no basta con reconocerlo, toma conciencia de las razones por las cuales lo haces. Hazte preguntas como: ¿por qué no lo hago ya mismo? ¿qué me desagrada? ¿quiero hacerlo de veras?

Es un pequeño ejercicio de autoconocimiento que te ayuda a detectar las razones por las cuales procrastinas.




2. Elegir una actividad a la vez para cumplir

Como emprendedores, con un sueño que cumplir, tenemos miles de cosas por hacer, pero humanamente no podemos hacer todo al mismo tiempo.

Así que prioriza, ponte plazos y cúmplelos. Empieza con poco. No importa que vayas a paso de tortuga. Con esto se creará en tu mente un nuevo hábito, de allí aumentas mas a medida que avanzas.

Por cada logro alcanzado, aumenta el nivel de exigencia.

3. Crea buenos hábitos

El crear hábitos que se contrapongan a la procrastinación, te ayudan a avanzar.

El día tiene 24 horas suficientes para hacer lo rutinario y separar un par de horas para empezar.

¿Cual era el problema mas común con esto?

1. No le damos la debida importancia a las horas que se va a separar.

2. Por lo general se dejan vencer por la procrastinación.

ENTIENDE!!! El problema no es que la vida es injusta. El problema empieza por ti mismo.

Procrastinación

Hay que ser honestos,siempre hay espacio para todo, si así lo deseas. Pregúntale a cualquier persona que ya tiene resultados en su emprendimiento, TODOS han pasado por esto, la diferencia es que ellos LO SABEN MANEJAR.

Una manera de crear el hábito que te ayude a vencer la procrastinación con tu emprendimiento, es comprometerte por 30 días a separar 30 minutos para dedicarte a él. Es poco tiempo pero es más fácil empezar con 30 minutos que con dos horas de una vez.(Poco a poco, pero ojo esta separación de tiempo es sin reserva, no existe excusa para no hacerlo…así te mueras de sueño!!!)

Cuando logras vencer la barrera de los 30 días, ya puedes agregar otros 30 minutos por 30 días y sumarás una hora de dedicación.

Con base en el autoconocimiento que aplicaste en la clave No. 1, analiza que hábitos puedes implementar para avanzar. Nadie mejor que tú para hacerlo.Con una alta dosis de voluntad, disciplina y persistencia logras lo que quieras.  

4. Monitorea tu avance

Ningún propósito puede quedarse sin medición. Es la única manera que puedes valorar que tanto están alcanzando la meta que te has propuesto.

Para eso puedes crearte un listado o un diario en el cual escribas si lograste el propósito para ese día, las lecciones aprendidas y lo que debes ajustar. Cada cosa que logras haces un check en tu libro o cuadro de control….si te falta algo, HAZLO DE UNA VEZ!!!

Esto te permitirá estar más consciente.

5. ¡Premiate!

Procrastinación

Implementa las recompensas por cada día que le ganes a la procrastinación. Premiarse es una herramienta motivadora para continuar.

El premio es necesario como parte del cierre del ciclo. Los seres humanos necesitamos automotivarnos de alguna manera. Es parte de nuestra naturaleza.Recuerda el ser humano es un animal de hábitos.

Evita esperar que las recompensas vengan de afuera. La primera persona que debe felicitarte, eres tu misma.

No te premies por anticipado. Si no has cumplido, no te engañes.

6.Tómate tu tiempo en serio

Averigua cómo estás invirtiendo tu tiempo, y exactamente qué tanto de tu tiempo de trabajo se te va en procrastinar

7. Sé realista

Recientemente identifiqué un problema fundamental en mi manera de enfrentar las tareas pendientes:

Mi lista de cosas por hacer para cada día tenía doce o quince ítems en ella

Recuerdo que nunca podía hacer ni la mitad en un día, a mediodía estaba tan agotado, desmotivado por lo pendiente. Al hacer tu lista de tareas, sé realista: identifica cuánto tiempo te tomará cada una de ellas, y cuánto tiempo tienes disponible en el día, y luego,elige aquellas cosas que son más prioritarias y, con sinceridad, saca lo demás y reconoce que no tienes superpoderes.

8. Deja de considerarte a ti mismo un procrastinador

Por último, deja de referirte a ti mismo como un procrastinador: esto es casi darte permiso, como si te dijeras

“vaya, que yo soy así y no voy a cambiar”

Puedes ser lo suficientemente consciente de tus decisiones, tomar el control de tu vida y hacer lo que tienes pendiente. Luego, con la conciencia limpia y en paz, puedes disfrutar de tu serie favorita sin nada molestándote la mente.

Apunte final

Todos tenemos esa tediosa tendencia a dejar todo para después, más cuando se trata de nuestros sueños y emprendimiento. Sino paramos a tiempo, se convertirá en nuestro dolor de cabeza en los años dorados. OJO esto viene con advertencia no digas que nunca lo supiste.

Aquí te dejo un video relacionado a este tema 🙂




Etiquetas: